Se trata de actuaciones de carácter pedagógico que buscan acercar la música clásica a los más pequeños. Cada concierto propone un viaje a través de ciertos elementos musicales que los niños tendrán que descubrir. La participación activa de los oyentes es un punto importante de estos eventos. Lo más importantes es que los niños, además de escuchar música, se divierten aprendiendo.

¿Qué es la música clásica?

En este caso, a través del protagonismo del piano, los asistentes comenzarán un viaje por la historia de la música hasta resolver una incógnita planteada al inicio de la sesión: ¿qué es la música clásica?. Se promoverá la escucha activa mediante relatos e historias que guiarán la audición hacia elementos musicales concretos. Aunque la actividad está enfocada a un público joven, es apta para todos los espectadores.